miércoles, 1 de octubre de 2014

Diario Comunal 284: La riqueza de la cotidianidad, radica en la sonrisa.


La mejor manera para re-crearse día a día, es sonriéndole a la vida. Esto que pareciera ser una frase de relleno, es una gran verdad que se demuestra a diario.
Todo cambia en cualquiera, si se vive con la risa a flor de piel. El más amargado, no sólo porque le haya ido mal en el amor, o por las deudas, cambia, si se le ofrece una sonrisa. Nadie puede enamorar con cara de amargado, pero eso sí, la coquetería se adorna plenamente, de una mirada penetrante y una socarrona sonrisa. Incluso, faenas que pueden estar en nuestra cabeza como poco apropiadas para nuestro sexo, se hacen alegremente, si se sonríe al hacerla.
Esto viene a cuento, porque para muchos lo cotidiano parecieran ser momentos aburridos, y carente de significado. Bañarse, lavar la ropa, bailar por obligación, etc, riendo, se percibe si que lo notemos, queda grabada e nuestro ser, sin molestarnos a racionalizarlo, a pensarlo. Se vive y punto, y la sonrisa contagia a los que escuchan los chistes como a los que miran la sonrisa.
Es este, el mensaje que nos entrega un video documental Mixe, que participara en el Festival Internacional de Cine de Morelos. "La bella monotonía, que es la vida", titularíamos nosotros a este trabajo de Carlos Pérez Rojas, que acompaña a un sonriente maestro campear como lo hace un ser, común y corriente por su región.
Llama la atención este video, porque pareciera no proponer nada en específico, no sabemos mucho de cine o vídeo, pero siempre le perseguimos una razón de ser, a una película, sea lo que sea, o queremos un final feliz, o bien una propuesta de la profundidad que a cada quien le atrae conquistar. Esta no, Genaro, nuestro personaje es un maestro normal, si, de esos, que ni están al frente, y que si en algunos momentos, gozan de estar atrás. La mera verdad, los que gustan de la acción, de la violencia, de la truculencia, de los amores apasionados, se van a aburrir seguramente, pero los que somos curiosos, en o de esos detalles que conforman la vida cotidiana, nos veremos retratados en Genaro. Todos somos así, claro, muchos van a decir, que no son así, que ellos sí, son protagonistas de cosas importantes de la vida. Respetaremos su opinión, pero la nuestra en definitiva, dice que los seres vivos, gozamos de la vida como Genaro, sin pretensiones más que hacer lo que nos tocó, y nada más. Claro, los invitamos a ver esta Cinta, y le pedimos, a Carlos y a Genaro, que su presentación en Oaxaca, sea lo más pronto posible. Vale la pena ver que tan refrescante es bañarse en un río, como arrepentirse de una borrachera, al otro día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario