martes, 20 de mayo de 2014

Diario Comunal 237: La prepotencia, la discriminación, son ejercicio del Poder.


La existencia y la reproducción del poder, genera generaciones inseguras, que para no serlo, viven la vida, buscando la seguridad a través del poder.
Pensando así, suena casi natural, el que todos, por nuestra seguridad busquemos acceder al poder para lograrla. De ahí, que si se nace de familia humilde, se busque a través de la escuela, tener la posibilidad de accede al poder en el futuro. Otro lo buscan a través de los partidos, las mafias, los amigos incrustados en el poder, ya que en esta lucha por el poder, algunos lo tienen, la mayoría no. 
Existe poder económico, poder político, poder del conocimiento, pero estos parecieran estar engarzados en múltiples formas, de alguna manera el poder de la información y la comunicación, vincula a todos los poderes establecidos. Lo que queremos decir con todo esto, es que pareciera que estamos encerrados en una laberinto dominado por las ansias, la necesidad y el goce del poder, laberinto que nos impide alumbrar nuevos caminos de futuro. Con esto, la prepotencia que se observa en las diversas capas sociales, la traducimos en una permanente lucha por acceder al poder. Anticipas tu potencia, para tener la seguridad de obtenerla, y para ello, discriminas todo lo que se puede discriminar, al chaparro, al mendigo, a la mujer, al homosexual, al invalido, al indio, etc , es decir a todo lo que tu prepotencia, ve como una minoría a la que puedes aplastar.
De esta manera, nuestro individualismo adquiere color, sabor y olor, medimos a los demás desde nuestra complexión, nuestro medio, nuestro contexto. Y lo peor de todo es que ni siquiera nos damos cuenta de nuestra prepotencia, y la discriminación que ejercemos.
Existen cantidad de libros, para elevar tu capacidad en el ejercicio del poder, de como verse mejor, de como vender mejor, de como comportarse mejor, de como tratar, ¿todo para qué?, para acceder al poder.
Se ha llegado al colmo de asistir a determinados templos para codearse al tipo de gente que acude a ese templo, más aún, muchos envían a sus hijos a escuelas privadas para que su medio estudiantil, les provea de relaciones adecuadas para acceder al poder. El resultado de toda esta lucha cotidiana por el acceso al poder, es la atomización, es decir, una creciente individualización, que encuentra en la capacidad indivudual, el camino seguro para llegar al poder. 
Todo esto, es el obstáculo central para respetar y reconocer la capacidad natural de todos, y emprender con ellos, los proyectos necesarios para vivir bien, para hacer la vida compartidamente. Para acceder al poder, se tiene que aplastar a muchos, y es esto lo que cotidianamente hacemos, desde las labores más sencillas, desde el hogar mismo. Sin embargo, nosotros creemos que sí hay salidas para salir de este laberinto de poder, de prepotencia y discriminación cotidiana. Pero esto debe nacer desde la educación, y si aceptamos que todos somos responsables de la educación, somos todos, los obligados a emprender esta gran faena, este gran Tequio, que construya una nueva sociedad. #tioyim #comunalidad

No hay comentarios:

Publicar un comentario